Imagen destacada: Estudio de color. Cuadrados con círculos concéntricos. Wassily Kandinsky

 

Por Carlos Fajardo Fajardo* · Fuente: Le Monde Diplomatique (Colombia)

 

 

Las fronteras del ‘arte’ se han expandido hasta el punto

de poder incluir casi cualquier cosa,

lo que es lo mismo que decir ninguna.

Mario Perniola

 

 

El arte se expande, se mezcla en todos los ámbitos; todo se considera artístico: el arte de los esquizofrénicos y los psicóticos, el esotérico y paranormal, el diseño en todas sus formas, los exvotos religiosos, los médiums, objetos antropológicos, las técnicas de restauración de banalidades, las artesanías –el llamado arte bruto; las escenas de transgresión y violencia; las video conferencias, los syborgs, las técnicas de la artesanía, la caligrafía, los desechos industriales, la decoración del hogar, las antigüedades recién envejecidas, la basura reciclada…(1). En fin, el arte se diluye en creaciones que cuestionan el concepto tradicional de obra. De por sí, la idea moderna de obra de arte se difumina, expandiendo sus fronteras a diversos y disímiles campos nunca antes contemplados como elementos artísticos. Seguir leyendo “El arte en expansión”